¿Qué es el ácido cítrico y cómo puedes limpiar con él?

El ácido cítrico es un producto natural que se fabrica a partir de materias primas vegetales de cítricos como el limón, naranja o mandarina. No es tóxico ni para los humanos, ni para el medio ambiente y además es biodegradable.

¿Por qué se usa para limpiar?

Porque es un gran – y barato – producto multiusos. Por un lado es un potente anti-cal, logrando desincrustar, limpiar y disolver la cal, y por otro, es un increíble antioxidante. Y quizás dentro de lo más importante, es que mata hongos, algas y bacterias, desinfectando nuestro hogar.

Se puede usar para descalcificar cafeteras, hervidores, lavadoras, acero inoxidable, cromo, cerámica y superficies de plástico.

Aquí les comparto algunas recetas:

Para sacarle el calcio a hervidor de agua

Disuelve entre 1 y 2 cucharadas de ácido cítrico en 1 litro de agua. Llena el hervidor con esa agua, y déjalo hervir brevemente. Luego déjalo actuar durante 30 minutos y enjuaga con abundante agua.

Para sacarle el calcio una lavadora

Pon entre 2 a 8 cucharadas grandes de ácido cítrico en el tambor de tu lavadora, sin ropa, y lava a 95 grados.

Para limpiar el fondo quemado de ollas y sartenes de acero inoxidable

Disuelve disolver 2 cucharadas soperas en 1 taza de agua caliente, y pon de esa mezcla en las ollas o sartenes que quieras limpiar. Déjalo remojando un rato, y luego lava y enjuaga.

Para sacarle el calcio a tu máquina de café

Disuelve de 1 a 2 cucharadas de ácido cítrico en 1 litro de agua fría y llena tu máquina con esa agua. Debes colar con una taza, y dejarlo reposar entre 15 a 30 minutos. Luego colar el resto y enjuagar dos veces más con agua.

Consejos de conservación:

  • Guárdalo en un lugar fresco, puede durante muchos años así.
  • Si se te humedece por algún motivo, se formarán grumos pero no te preocupes que no afectará sus propiedades.

Precauciones de uso:

  • Usa guantes protectores porque puede irritar la piel. También puede irritar en los ojos gravemente, por lo que ten siempre mucho cuidado, y si puedes, protege tus ojos.
  • Lávate bien las manos después de utilizarlo.
  • En caso de contacto con los ojos: enjuaga con abundante agua durante varios minutos. Continúe enjuagando. Si la irritación ocular persiste: anda al doctor.
  • Puede ser tóxico si se ingiere en abundancia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede gustar